Chantaje emocional: ¿me está ocurriendo?

El chantaje emocional es una forma de manipulación que ocurre muy seguido en relaciones de parejas disfuncionales. Es una manera de comunicación errada con la que se genera mucho daño emocional. El chantajista puede no ser consciente de serlo pero el error es cuando se conoce la situación y no se siente culpa ni se remedia.

Por lo general, el chantaje emocional es una conducta aprendida desde la infancia. Las personas que se valen de la manipulación para obtener lo que quieren, que muy seguido se trata de influir en la voluntad de los demás, es porque desde pequeños aprendieron que esa es la manera de conseguir sus intereses.

“Eres mal hermano porque no me prestas tus juguetes”, “Eres un mal nieto si quieres más a tu otra abuela que a mí”, “Si no me das tu desayuno, no soy tu amigo”. Muchos crecen siendo manipulados sin saber que lo han sido, de modo que para ellos está normalizado comunicarse de ese modo.

Chantaje emocional

Cómo actúa un chantajista emocional dentro de la relación

Los chantajistas emocionales tienden a estudiar muy bien con quién pueden ser de esa manera. A grandes rasgos, saben detectar qué personas pueden y cuáles no aguantar una dinámica de ese tipo. Una persona con buena autoestima, con objetivos claros, autonomía y mucho amor propio no se queda al lado de un chantajista emocional.

Las personas inseguras, temerosas y que tienen problemas para comunicar lo que sienten son el blanco perfecto para los manipuladores. Estas personas son capaces de guardar sus verdaderos sentimientos para evitar discusiones con su pareja. No es sano no poder expresar lo que sentimos, pero hay personas muy conformistas emocionalmente que prefieren tener a su lado a alguien con quien no se entienden que estar solos.

Los chantajistas emocionales tienen tres maneras de operar:

  • Culpa

El manipulador se convierte en víctima para hacer sentir culpable al otro. Esta estrategia es sutil y a veces pasa desapercibida, pero la podemos identificar por medio de frases como: “Nunca me imaginé que me harías algo así”, “No puedes dejarme de este modo, ¿no te das cuenta del daño que me haces?” o “No valoras todo lo que hago por ti, siempre me sacrifico para que tú estés bien”.

  • Agresión

Esta estrategia infunde miedo, dolor y utiliza el castigo como premisa para doblegar la voluntad del otro. Lo identificamos con frases como: “Si no haces lo que te pido, no cuentes conmigo”, “Mejor rompemos, tú nunca estás de mi lado” o “Si no me ayudas, entiendo que no me quieres”.

  • Regalos

Otra estrategia muy utilizada para el chantaje emocional es recompensar a alguien por mantenerse a nuestro lado. Lo identificamos con frases como: “Si te quedas conmigo, te compro el teléfono que quieres”, “Si me acompañas a la reunión de la empresa, te acompaño al médico” o “Si te vistes como me gusta, me hago las pruebas de fertilidad”.

Chantaje emocional

¿El chantaje emocional puede corregirse?

Todo depende del aprendizaje de cada quien. Todo se programa en la infancia y si venimos de una crianza en la que la manipulación y el chantaje eran la orden del día, es complicado modificar esos patrones, aunque no imposible.

Afortunadamente, se puede modificar esta conducta errada encontrando otras maneras de comunicarse. La interacción no debe ser expresarse y esperar algo a cambio a modo de amenaza, eso solo infunde miedo e inseguridad en el receptor. No es de extrañar que quienes acceden a las manipulaciones de un chantajista emocional, sean personas sumisas, de baja autoestima y con miedos de abandono.

Lo peor que se puede encontrar en el camino del chantajista es una persona que le siga el juego. La dinámica se convierte en un círculo vicioso en el que alguien es manipulado y violentado emocionalmente una y otra vez, pues nunca se le pone un alto al manipulador. Si no ocurre esto, la persona va a seguir saliéndose con la suya sin sentir culpa ni empatía por el bienestar emocional de los demás.

El cambio de conducta puede ser basado en lo que la pareja chantajeada expresa, pero no proviene de ahí. Para que sea sincero y perdurable, la persona que utiliza el chantaje emocional dentro de la relación es quien debe tener conciencia del daño que acarrea su conducta.

Si te sientes dentro de una situación similar, estoy aquí para escucharte. No es fácil reconocer lo que hacemos mal o lo malo que aceptamos de otros, pero el primer paso siempre es hablarlo. Te invito a que agendes tu cita y pronto estaremos conversando al respecto.

octubre 7, 2022

0 responses on "Chantaje emocional: ¿me está ocurriendo?"

Leave a Message

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Select your currency
COP Peso colombiano
X